Archivo de la etiqueta: Restaurantes

En la Senda de Xiquena

El barrio de Salesas se ha puesto de lo mas disfrutable de un tiempo a esta parte. Propone paradas gastro como La Senda de Xiquena, barra y restaurante donde se desayuna, se come con luz natural y se puede hablar en un tono normal pese a que sus dos plantas suelen estar muy concurridas a mediodía, se cena y se copea.

En la carta y los menús diarios y especiales aparecen propuestas de la cocina española tradicional con algún giro moderno y guiños a la gastronomía argentina y brasileña.

El ambiente cálido y sosegado de la planta superior fue el escenario en el que probamos los siguientes platos:

Tigres de aperitivo de la casa. Nos encantan en general y estos en particular estaban ricos y nada aceitosos.

tigres-senda-xiquena

Las croquetas de jamón nos convencieron por su jugosidad y suavidad.

croquetas-senda-xiquena

A la minitortilla de trufa no le faltaba… trufa. Tenía algún problema de estructura que no llegaba a afearle el sabor.

tortilla-trufa-senda-xiquena

Imprescindible cuando volvamos a La Senda de Xiquena pedir los chipirones a la plancha con salsa pesto y patatas panaderas. Es el plato que más te recomendamos.

chipirones-senda-xiquena

En la imagen de portada puedes ver la entraña con patatas fritas, mojo verde y chimichurri a la que le hincamos el diente. Buena materia prima, pero la carne un poco pasada de punto.

La tarta de espuma de queso, una delicia. También repetiremos.

espuma-queso-senda-xiquena

Texto de Adrián P. G.
Coordinador de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

 

Fotos de Adrián Sotés
loscreacionistas@yahoo.com

Escucha en Spotify mi disco autoeditado:
Los Creacionistas – La gravedad de los seres 
distantes 
También disponible en AppleMusic

Precio medio a la carta: 25€.

Menú diario: 12,95€.

Horario:

De lunes a viernes: 8:00 – 1:30.

Sábados: 11:00 – 1:30.

Domingos cerrado.

Calle Conde de Xiquena, 2.

 

Anuncios

Taberna fiable en la Castellana

Taberna de Castellana ofrece sin complejos ni fisuras una oferta de barra y mesa basada en la cocina tradicional española. Entrantes, pescados, carnes y arroces componen una carta que se adapta al tapeo, el menú del día y la comida y cena de largo recorrido.

Una decoración sencilla y agradable y un servicio experto completan el cuadro de un establecimiento de los que te garantizan que no vas a quedar mal en una comida de empresa, con tu familia o amigos.

Nuestra visita comenzó con una degustación de entrantes intachables como la ensaladilla rusa y la alcachofa. El tomate tenía buen sabor y aliño, pero le sobraba la piel.

ensaladilla-taberna-castellana

alcachofas-taberna-castellana  tomate-taberna-castellana

Notable materia prima en el pulpo a la gallega. Bien de terneza si no eres de pulpo al dente. Lo disfrutamos.

pulpo-taberna-castellana

El plato fuerte fue un arroz caldoso con almejas y puerros (imagen de portada). El grano estaba bien impregnado de sabores y tenía un muy buen punto de cocción.

De postre, mango, piña y kiwi preparados en su momento idóneo de maduración. Fruta dulce y no dulzona, muy rica.

fruta-taberna-castellana

Texto de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

Editor, redactor creativo y SEO, social media manager

Precio medio a la carta: 30€.
Horario:
De lunes a viernes: 9:00 – 0:00.
Sábados: 11:00 – 0:00.
Domingos: 12:00 – 17:00.
Paseo de la Castellana, 117.

El Buda Feliz… 1974

Donde abrió en 1974 el primer restaurante ‘chino’ de España se ubica ahora una nueva propuesta gastro asesorada por Yong Ping Zhang (Julio). Nombre, el mismo que el de su antecesor, El Buda Feliz, con el añadido de la fecha en la que abrió aquel. Intenciones, decoración, servicio, bien distintos.

El Buda Feliz 1974 pretende poner en valor la cocina de diferentes regiones de China (Sichuán, Norte…) con el toque divertido de Julio a través de una carta larga pero correctamente estructurada para que nadie se pierda y dos menús degustación que facilitan aún más su desentrañamiento.

Probamos los rollitos Chunquan El Buda Feliz con trocitos de churros chinos,
lomo de cerdo, cebollino y láminas de fideos y masa elaborada con tinta de calamar. Jugosos y, si se nos permite la expresión, ‘llenos’.

El-Buda-Feliz-rollitos

Los tallarines se hacen a mano en la casa. Enredamos los Hui Guo Mian, marinados con panceta ibérica y cebolletas chinas al wok, servidos en una cazuela con pimienta de Sichuan. Suaves, se agradece la naturalidad del tallarín pero nos pareció que al plato le faltaba fuerza, el toque distintivo de Julio (y de la cocina de Sichuan).

El-Buda-Feliz-tallarines

Lo que más nos gustó fue el Ku Bak Chui Ya, una cazuela de arroz guoba con magret de pato crujiente, cebolletas, verduras y un toque picante. Altos todos los sabores, buen juego de texturas, muy rico.

El-Buda-Feliz-kubak

De postre, Nan Gua Bin, que es la crepe de calabaza crujiente con miel de lima y helado de calabaza y tarta de chocolate picante y helado de cacahuete. Somos de poco dulce, así que nos quedamos con este último.

El-Buda-Feliz-postres

El Buda Feliz 1974 está arrancando y algunos sabores están por cuadrar, pero el ambiente a lo Sangri-La (obra del estudio Lavela), el competente servicio y la profundidad de la carta merecen la visita y todo apunta a que muy pronto se afianzará como un proyecto notable de auténtica restauración china con acento de vanguardia. En la planta baja sirven cuidados cócteles.

Texto de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

Editor, redactor creativo y SEO, social media manager

Fotos de Ana Gómez
Fotógrafa gastronómica
anafotoculinaria@gmail.com

anagomez.eu

Precio medio a la carta: 30€.
Menús degustación de 25€ y 35€.
Horario:
De martes a domingo: 13:00 – 1:00.
Lunes: 17:00 – 1:00.
Calle Tudescos, 5.

Buns & Bones, estilo callejero

A principios de 2017, el restaurante Buns & Bones se replicó (más o menos) en la calle San Bernardo en busca de más difusión para la fórmula creada en su sede original ubicada en un esquinazo exterior del mercado de Antón Martín. La propuesta ha llegado también recientemente a Guzmán el Bueno y tiene como uno de sus puntos fuertes la una especialización en bao buns, molletes de pan al vapor originarios de Taiwan (aunque lo de bun = mollete se acuñó en Estados Unidos) que se rellenan de elaboraciones asiáticas y mundiales. También es marca de la(s) casa(s) presentar en la(s) carta(s) carnes con hueso (bones) como el churrascazo o las costillas bbq. Y, en fin, apuestan por la cocina callejera para todos, vegetarianos incluidos.

El local de San Bernardo aporta una carta ampliada, una estética gamberra más acusada que su antecesor y cuenta con un speakeasy paradójicamente elegantón oculto tras la cocina y solo disponible para cenas y eventos privados.

buns-local

En nuestra visita al restaurante Buns & Bones de Malasaña probamos el poke de atún rojo marinado al estilo dragón con anacardos y base de arroz, rico aunque con un aderezo subido de sal.

buns3

Le hincamos el diente a los gambones crujientes en salsa cremosa y picante. Estimulantes, adictivos. La salsa, muy lograda, sencilla y especial al mismo tiempo.

Dimos cuenta de los buns de ramen y tonkatsu. El ramen entre pan es divertido y resultón, pero si tuviéramos que quedarnos con uno de los dos sería con el de tonkatsu, con presa ibérica bien empapada en la salsa agridulce que le da nombre. Para repetir al momento.

Hicimos frente a otro clásico de Buns & Bones, el costillar bbq (en la foto, media ración). Carne tierna, salsa gustosa, buena experiencia. Quizá un punto de potencia superior redondearía el plato.

buns-costillas

De postre nos decantamos por la mousse de chocolate y lo clavaron. Perfecto equilibrio entre lo amargo y lo dulce.

buns-mousse

Texto de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

Fotos de Adrián Sotés
loscreacionistas@yahoo.com

Escucha en Spotify mi disco autoeditado:
Los Creacionistas – La gravedad de los seres 
distantes 
También disponible en AppleMusic

Precio medio: 20€ – 25€.

Horario:

Lunes cerrado.

Martes a jueves y domingos: 13:00 – 16:00 y 20:00 – 0:00.

Viernes y sábados: 13:00-16:00 y 20:00 – 1:00

Calle San Bernardo, 12.

4 restaurantes de Madrid donde comer bien por menos de 30 euros

Te presentamos cuatro restaurantes de Madrid de muy diferente perfil y ubicación pero con la característica común de ser de una calidad más que aceptable y de precios más que moderados.

Círculo Marisquería

Calle de Oliva de Plasencia, 1 / 917 37 04 21

Es una enorme marisquería y mucho más. Sus eventos, con los maridajes #CírculoClubDay a la cabeza, han convertido al establecimiento en un referente social de Carabanchel y Latina. Además de marisco para dar, tomar y llevar, son especialistas en pescado. También tienen raciones variadas y chuletones. Y se puede comer bien por 30€ (aunque hay menús de hasta 60€) optando por alguna de sus propuestas cerradas de ese precio o inferior o picando en grupo. La cocina-lonja está a la vista y tienen 6 tanques de cerveza de 500 litros sin pasteurizar y sin carbónico añadido.

circulomarisqueria

Tortilla de bacalao con piparras.

La Chelinda

Calle de Ponzano, 40 (y otras direcciones) / 914 42 05 78

Franquician, así que vamos a dar cuenta del local que conocemos, que es el indicado. Es un mexicano y tex-mex con la carta que te esperas más margaritas variadas más algunos tacos poco frecuentes en Madrid como los campechanos, que llevan suadero (falda de ternera), longaniza (picadillo) y corteza como ingredientes principales. Cantidades generosas y buen ambiente estilo ponzaning.

lachelinda

Tacos campechanos.

Timesburg

Calle de Francisco Silvela, 91 / 911 26 16 81

Llegaron a Madrid hace un año después de abrir hasta 7 establecimientos en Barcelona desde la apertura del primero en 2012. Variedad de carnes (ecológica, wagyu), panes (con semillas de amapola, mollete, multicereal) y hamburguesas en sí. Además, puedes añadirles numerosos extras. Recomendamos la Gaucha (foto de portada) y La Massimo, pero en gustos… Lo que pone a todo el mundo de acuerdo es la calidad de las patatas, cocinadas con la receta de la ‘abuelitita María Antonia‘.

timesburg-microplan-madrid-massimo

Hamburguesa de carne ecológica Lo Massimo.

La Zalamera

Avda. de la Reina Victoria, 32 / 910 46 25 10

Cocina tradicional con una vuelta. Te reciben con unas patatas fritas de churrería con tiras de calabacín en vinagre que ya te dejan claro por dónde va la cosa. Rico y contundente el pulpo a la brasa sobre patatas revolconas, rissoto ligero, logradas carrilleras al curry y, de postre, sabroso y curiosamente refrescante hojaldre relleno de crema pastelera con toque de lima y limón.

lazalamera

Pulpo a la brasa sobre patatas revolconas.

Texto y fotos de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

 

Fotos de Adrián Sotés
loscreacionistas@yahoo.com

Escucha en Spotify mi disco autoeditado:
Los Creacionistas – La gravedad de los seres 
distantes 
También disponible en AppleMusic

Sensaciones Dans le Noir?

¿Crees que alguna vez te ha rodeado una oscuridad total? Si en la situación que tienes en mente eras capaz de ver algo, aunque fuera tu mano acercándola a dos centímetros de tu cara, entonces no conoces el nivel de privación del sentido de la vista que se vive en el restaurante Dans le Noir?

En la sala de este establecimiento que se instaló hace un par de meses en el barrio de los Austrias, los comensales no ven absolutamente nada. Son guiados a sus mesas y atendidos por camareros con discapacidad visual a los que se ha de abandonar en un interesante intercambio de experiencias. Algunos miembros del equipo de cocina que apoya al chef de la casa, Manu Núñez (ex Aruma y ex Top Chef ), también tiene capacidades diferentes.

Núñez ha planteado tres menús donde el juego con texturas y sabores obliga a un esfuerzo extra para conseguir identificar lo que se está comiendo. Sin la vista, ni siquiera resulta sencillo reconocer según qué vinos. Los platos se basan en la cocina tradicional española e internacional con un toque francés. Fue en el país galo, en concreto en París, donde se creó el primer Dans le Noir?, que cuenta con franquicias en Londres, Barcelona, Auckland, San Petersburgo…

La impresión que nos dejó lo sucedido y probado en las dos horas aproximadamente que duró nuestra visita al restaurante es que estábamos sumergidos en un concepto sugestivo pero difícil de plasmar con equilibrio. Los platos (lógicamente, no os vamos a contar en qué consistían) eran correctos, sin notas sobresalientes (quizá los postres suben el nivel), las esperas se hacen largas y los precios son altos. Un poco más de rodaje dará sus frutos, probablemente. En todo caso,  merece la pena dejarse llevar y desafiarse en Dans Le Noir al menos una vez.

Texto de Adrián P. G.
Coordinador de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

Editor, redactor creativo y SEO, social media manager

Menú sencillo: 37,90€.
Menú completo, 42,90€.
Menú degustación: 64,90€.
Horario:
De lunes a miércoles: 21:00.
De jueves a sábado, 20:30 y 22:30.
Domingos, 21:00.
Plaza del Biombo, 5.

 

El mejor restaurante japonés que (quizá) no conoces se llama Ikigai

Ocupa el local donde se desarrolló Wasabi Roll. El chef es el mismo, Yong Wu Nagahira, y la propuesta es una destilación de la que se ofrecía en el restaurante primigenio. Ikigai (significa ‘razón de ser o de vivir’) es pura esencia de las técnicas gastronómicas japonesas con un giro en cuanto a materias primas y combinación de sabores y texturas que se apoya en cocinas del mundo, con prevalencia de la española. Nos hemos encontrado con que bastantes aficionados a la restauración nipona en Madrid no lo conocen… Están tardando en pasarse por este desenfadado pero elegante local.

Ikigai-01

Lo más relevante que podemos decir de Ikigai es que te deja el regusto doblemente satisfactorio de haber disfrutado de un restaurante de una calidad muy superior a la media por un precio asequible para la mayoría de los bolsillos.

Lo que ves en la imagen de portada son unos impecables nigiris de sardina ahumada y tapenade de tomate y oliva, de salmón y de toro.

No menos deliciosos son los nigiris de pez mantequilla con miso dulce flambeado y de vieiras con foie, fresa liofilizada y sal maldon con reducción de salsa de anguilas.

vieira-foie-pezmantequilla-miso

En Ikigai se mima la tempura, y la de ostras con ponzu, salsa kimuchi, shichimi y cebolleta es todo un hallazgo.

Ikigai-tempura-ostras

El gunkan de ikura con salmón y huevo de codorniz es una explosión controlada de sabores de ondas expansivas duraderas.

Ikigai-gunkan-micropla-madrid

Dos fuera de carta por los que debes preguntar aquí: nigiris de ternera ahumada y gyozas de pollo con boquerones. Para abandonarte a su exquisita mezcla de ingredientes básicos y salsas y aderezos complejos y… secretos.

Ikigai-nigiri-microplan

ikigai-gyozas-

De postre, roll cake de judía dulce y helado de sésamo, rico.

ikigai-roll-cake-helado-sesamo

Como has podido observar, la presentación se cuida. También el servicio de sala, a cargo de Isabel Caballo. Interpretan junto a Yong la carta de Ikigai el itamae Héctor Ydrogo y el cocinero de partida caliente J. Michael Monis. Enhorabuena a todos. Volveremos a por los makis tradicionales y creativos, uramakis, usuzukuris, tartares…

Cervezas japonesas conocidas, vinos clásicos y algún sake más escogido para beber.

Texto de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

Editor, redactor creativo y SEO, social media manager

Fotos de Ana Gómez
Fotógrafa gastronómica
anafotoculinaria@gmail.com

anagomez.eu

Precio medio a la carta: 25€ – 30€.
Diferentes menús, entre 12,50€ y 35€. Consultar en la web.
Horario:
De martes a domingo: 13:30 – 16:30 y 20:30 – 23:30.
Calle Flor Baja, 5.

Donde Marian se sigue comiendo chuleta

Marian de la Peña comandaba los fogones de la sede madrileña de Casa Julián de Tolosa cuando decidió abrir, a mediados de los años 90, su propio restaurante en Chamartín. Se trajo del establecimiento en el que despuntó la querencia por la cocina vaconavarra honesta, con la materia prima siempre por delante. Hace un año Marian decidió jubilarse y le pasó el relevo a su sobrina Ana Hernández y al marido de esta, Alfonso Luca de Tena, que han acometido una reforma intensa del local y más sutil de la carta, a la que han incorporado alguna reformulación de propuestas de la anterior etapa y contadas novedades.

La identidad de Donde Marian se sigue expresando en las nobles verduras navarras de Finca La Noria (se venden bajo la marca La Trailla) y la ineludible chuleta de vaca vieja madurada que se cocina a la parrilla de carbón de encina (imagen de portada). Esta última muestra su vigencia por su terneza y potencia de sabor.

Antes de atacar el plato cárnico emblemático de la casa es muy recomendable abordar el pastel caliente de pimientos de Piquillo, cremoso, para recordar.

Donde-Marian-pastel-piquillo

Gratas alcachofas con jamón y las piparras (fuera de carta que suponemos habitual), sin sorpresas.

Donde-Marian-piparras

Los boquerones en vinagre y las anchoas están en la misma línea.

Dejamos para otra visita la cata de pescados como el cogote de merluza, el bacalao encebollado

Los postres concuerdan con lo anterior: tatín de manzana, tiramisú, flan de queso, sin tacha.

Donde-Marian-postres-microplan

Sencilla y completa carta de vinos españoles. Los aficionados al whisky cuentan aquí con el apoyo de Alfonso, que ha incluido numerosas referencias premium en la oferta liquida.

A destacar la agradable terraza.

Texto de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

 

Fotos de Ana Gómez
Fotógrafa gastronómica
anafotoculinaria@gmail.com

Precio medio a la carta: 35€.

Menú mediodía de lunes a jueves: 28€.

Horario:

Lunes y martes: 13:30-16:00.

De miércoles a sábados: 13:30-16:00 y 21:00-23:00.

Calle del Torpedero Tucumán, 32.

</div

3 restaurantes para quedar bien con toda la familia

Son establecimientos infalibles, presentan con simplicidad y finura lo que quiere cualquiera al que le guste comer (buen producto, elaboraciones sin tacha) y no generan controversia intergeneracional, no dan argumentos ni a la cuñada quisquillosa ni al suegro melindres para montarla… Son tres restaurantes para disfrutar con toda la familia:

Asador Imanol
[Diferentes ubicaciones en Madrid. Localiza aquí tu Imanol más cercano]

Pintxos, tapas y elaboraciones a la parrilla componen su propuesta, para la que utilizan más de 500 referencias de materia prima cuidadosamente seleccionadas. ¿Cómo no va a encontrar el comensal más exigente (o excluyente) algo a su gusto en Imanol? Imprescindibles las gildas, las carnes maduradas, el rape… Y esas alcachofas fritas, ¡obra maestra!

alcachofas-fritas-asador-imanol-microplan-madrid

Restaurante de la Casa de Aragón
[Plaza de la República Argentina, 6. Tel: 91 411 25 18]

Remodelación total en el espacio destinado a la gastronomía regional de la Casa de Aragón, incluyendo una terraza 360°. Y en la carta: el chef Iker Díaz de Cerio ha investigado las esencias aragonesas para exponer el producto puro en la mesa. Pollo al Chilindrón, albóndigas caseras de ternera con boletus y salsa de trufa D.O. Teruel (calidad superlativa) o cardo aragonés entre las opciones más sobresalientes.

pollo-chilindron-casa-aragon-microplan-madrid.jpg

Restaurante Gallego
[Calle San Modesto, 44. Tel. 91 729 11 08]

Casi 40 años de trayectoria manteniendo un entusiasmo intacto por agradar al cliente que se paladea desde que te sirven las bebidas con una tapa de cocina por cortesía de la casa, tanto si te acomodas en el bar como si lo haces en el restaurante. Galleguismo y otras preparaciones españolas es lo que se ofrece. Emocionantes los chipirones en dos texturas, a la plancha y fritos (ricas patitas rebozadas), bien tratados los pescados de temporada (ahora, atún de almadraba. En la imagen de portada, el rodaballo salvaje que disfrutamos en mayo), correctos arroces. Insoslayables las filloas de postre.

filloas-@-restaurante-gallego

Artículo de Adrián P. G.
Director de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com

La autenticidad de Chihuahua Tacos & Tragos

El mexicano Luis Eduardo Porras fundó en 1995 un restaurante de cocina de su país con toques tex-mex en la zona comercial de La Moraleja. Le puso un nombre que acabaría resultando paradójico, Malpaso, porque el negocio fue un éxito. Finalizada aquella experiencia, Luis Eduardo renovaría la fórmula en un pequeño establecimiento de Alameda de Osuna, ¡No q No? Gastrobar, propuesto como med-mex pero con mucho fondo de calle mexicana genuina (como ocurría en el primer local), que se ha convertido en lugar de peregrinaje de foodies de Madrid (mexicanos residentes en la capital incluidos).

Natalia Guerrero y Manuel Díaz eran clientes de Malpaso y desde finales de 2016 son socios de Luis Eduardo en Chihuahua Tacos & Tragos, que se ubica en el mismo entorno que aquel proyecto primigenio. Un primer vistazo a la carta nos remite de nuevo al tex-mex (burritos, fajitas…), mero gancho para atraer al comensal español poco ducho en cocina mexicana y, si se deja, conducirle a caminos más relevantes gastronómicamente. Lo suyo es hablar con Luis Eduardo y dejar que te guíe por los matices estatales de la federación mexicana: por recomendación suya degustamos para bien (y muy bien) los tacos dorados o flautas, que son tortillas de maíz fritas y rellenas de pollo servidas con salsa verde y crema agria que proceden de Sinaloa. Y más tacos: de cochinita pibil, ese guiso yucateca de carne de cerdo en hebras con salsa de finas hierbas y horneada en su jugo con axiote; de tinga poblana, elaborada con pollo deshebrado con tomate y salsa de chile chipotle. Pudimos probar unos y otros con tortillas de maíz azul, infrecuentes en Madrid. Imprescindible el mole poblano de 28 ingredientes (trabajado tan bien como en ¡No q No? Gastrobar, donde completa un plato extraordinario con pato), aquí clásico, derramado sobre piezas de pollo.

cof

chihuahua-microplan-madrid-cochinita-pibil

También hay profundidad en los postres, como el singular pastel de elote acompañado con helado de leche de coco. Es muy refrescante y divertido el mango en almíbar con helado de mascarpone y chile piquín.

Diferentes cervezas mexicanas y amplia selección de tequilas y mezcales en un apartado líquido que se ha reforzado recientemente con una coctelería de mucho nivel.

Muy agradable la decoración, empezando por ese colorido chihuahua facetado que preside la barra y es la imagen de la casa y con un punto destacado en la amplia terraza.

Artículo de Adrián P. G.
Coordinador de Microplán Madrid
comunicacion@microplanmadrid.com
Editor, redactor creativo y SEO, social media manager

Precio medio a la carta: 25€.

Horario:

De miércoles a domingo: 13:00-17:00 y 20:00-00:00.

Calle del Camino del Cura, 10.